Momentos previos a emprender tu aventura

Toda tu mente estará centrada en ese pensamiento constante que surge en cualquier viaje importante que dice «algo me falta«, ya sea cualquier documento necesario para el intercambio, prenda de vestir u objeto esencial para tu día día, pero que no descubrirás si está ausente hasta que no lo necesites una vez en tu destino. Ese estrés pre-intercambio lo recordarás toda la vida, aunque cuando hagas balance final de toda la experiencia, te darás que habrá merecido la pena haber pasado por ello.

annie-spratt-qyAka7W5uMY-unsplash

La ciudad

Nada más llegar descubrirás que por mucho respeto que le tengas a ese nuevo lugar, al fin y al cabo no tendrá tantas diferencias con tu lugar de origen, ya que en todo el mundo se va hacer la compra, hay estudiantes, hay bares, discotecas, restaurantes. Sin apenas darte cuenta la convertirás en tu hogar en la que después de todo los viajes que programes estarás deseando volver para seguir disfrutando de tu corta, pero intensa nueva vida.

julius-jansson-yNNa5rEIcF8-unsplash

Tu piso o residencia

Para muchos estudiantes de intercambio, esta aventura se convierte en su primera toma de contacto fuera de sus hogares, por lo que este lugar de residencia será especialmente recordado, ya no solo para ellos, si no para cualquier estudiante, al tratarse del lugar donde ocurran la gran mayoría de recuerdos de esta aventura. Irás decorándolo en base a todo los lugares que vayas visitando con los recuerdos que te traigas de vuelta, además de los propios «souvenirs» de tu ciudad, ya sean comprados o no, por haber aparecido tras una noche de desfase. Siempre recordarás ese pequeño piso o dormitorio con gran añoranza.

nguyen-dang-hoang-nhu-HHs_PrvxSQk-unsplash

Nueva universidad

Todo comenzará con el famoso día del «Welcome Day«, en él, verás a las personalidades más importantes de tu nueva universidad dándote la bienvenida, en la que te informarán sobre las distintas instalaciones y plataformas digitales con las que se trabaje en el día a día de la universidad. Obviamente será un infierno hacerte a ese nuevo sistema, sin contar todas las pegas sobre tu Learning Agreement, en el que hasta pasado casi un mes no sabrás ni que asignaturas estudiarás ni cuales se te convalidarán finalmente, pero no te preocupes todo esto quedara en una mera anécdota al final de tu viaje.

delfi-de-la-rua-A_InfAQM_lU-unsplash

Compañeros de clase y piso

Desde el primer día de clase y convivencia te darás cuenta que absolutamente todo el mundo está allí buscando exactamente lo mismo que tu, que es encontrar nuevas experiencias junto a una nueva familia que se tendrá para todo en ese periodo de tiempo. Pase el tiempo que pase tras ese increíble año, tendrás a esta familia siempre, sabiendo que viajes al lugar que viajes lo más probable es que tengas un lugar donde quedarte y poder revivir esas experiencias previamente vividas.

duy-pham-Cecb0_8Hx-o-unsplash

Mejor amigo/a

Esta persona te marcará de por vida, la tendrás hasta en la sopa en todo momento, va a ser una persona que hará que cada día sea diferente y te anime en los malos momentos y por supuesto disfrute contigo de los buenos. Organizaréis viajes, fiestas, comidas y todo evento en el que se incluyan estudiantes de intercambio (o no). Desde el momento en el que os conozcáis hasta el fin de vuestros días tendréis un hermano/a más.

omar-lopez-0-uzdU3gUYw-unsplash

Viajes

Cada rincón que visites te aportará algo diferente, te hará cambiar para bien, descubriendo nuevas culturas, gastronomía y demás aspectos de la vida. Esto hará que una vez pasado uno de los mejores años de tu vida te queden recuerdos, ya no solo de tu destino de intercambio, sino de cada rincón que visitaste con esa increíble familia que formaste en apenas unas semanas.

rich-smith-MvmpjcYC8dw-unsplash

Fiestas

La piedra angular de cualquier intercambio, ya se internacional o no y del programa que sea. Las recordarás como las mejores de tu vida sabiendo que jamás volverán y menos en ese contexto. Siempre recordarás esas resacas de la muerte al día siguiente, jurando que no volverías a beber, y a la media hora estar con una cerveza o copa de vino en la mano preparando la comida.

alexander-popov-hTv8aaPziOQ-unsplash
drew-farwell-9RLk3ZpulUk-unsplash

Línea de transporte público

A saber de cuantas te salvó esa línea que iba directa del centro o la universidad a tu casa o residencia. La alegría que te daba de ver como se acercaba a lo lejos siendo las tantas de la madrugada tras una gran noche de fiesta en la que no podías más con tu cuerpo. Y las de veces que te la jugaste a colarte sin pagar esperando que no apareciera un revisor salvaje que te pusiera un buen penalty.

stephy-miehle-OAxXxPN7hzo-unsplash

Restaurante favorito

Y no, no me refiero al restaurante que mejor precio tuviera, o mejor calidad ofreciera, sino todo lo contrario, ya pudiera tener unos precios desorbitados o una calidad deficiente, que el cariño que se le tiene a ese restaurante post-fiesta no se le tiene a cualquier restaurante por bueno que sea su servicio, esa sensación de estar con tu gente comiendo a las tanta de la madrugada es inolvidable, momento el cual por mucho que hagas memoria no recuerdas la gran mayoría de veces (por razones obvias) y a la mañana siguiente a no ser que alguien te lo recuerde una buena laguna se te queda.

louis-hansel-shotsoflouis-Pcq4akUeU68-unsplash

Despedida

Los peores momentos de un periodo así,  son las despedidas, ya que verás que serán a cuenta gotas, al no tener los vuelos o medios de transporte de regreso el mismo día, cada despedida que pasa será más dura que la anterior y así hasta que el último de vosotros digas adiós definitivamente a lo que fue vuestro hogar durante un curso académico. Pero no olvides que son personas que tendrás para todo la vida.

remi-walle-UOwvwZ9Dy6w-unsplash
© 2019 Montymarq. TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS
Correduría de seguros con autorización de la Dirección General de Seguros numero J-1888 (DGSFS) - CIF B-92094275